El acero de Madrid - Lope de Vega

¿Quién no ha leído a Lope de Vega y Calderón entre otros muchos autores? Buñuel, Almodóvar, Fellini, ¿qué sería de una buena película sin un buen guión?

Moderador: Arden

Avatar de Usuario
Mariela
Vivo aquí
Mensajes: 5020
Registrado: 11 Ene 2008 00:06
Ubicación: Donde se pueda disfrutar del placer de la lectura

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Mariela »

Arden escribió:Me alegro de que te haya gustado. Es una de esas comedias de Lope que se leen muy bien y te siguen sacando una sonrisa, un verso estupendo y unos personajes que combinan lo mejor de la comedia nueva.

En cuanto a lo de seguir el año próximo si queréis hago una nueva lista.
Otra cosa que me llamó la atención de esta comedia fue el destino que le da Lope de Vega a Teodora
en vez de terminar casada con alguno de los caballeros, Prudencio dice que la va a meter en un convento después de descubrir su beatería hipócrita.
Y aunque no leí toda la introducción que venía en la Edición de Castalia, sí leí lo que venía sobre este personaje y me llamó la atención que Lope
tenía en mente a cierta persona que no era precisamente de su agrado.
¡Caramba con don Félix!

Sobre el mc para el año que viene, si no te importa te contesto en el hilo del propio mc, para no salirnos aquí del tema. :wink:
"He buscado el descanso y sólo lo he encontrado en un rincón leyendo un libro" (Tomás de Kempis)

Recuento 2021
Agenda 2021
Lista de pendientes
Avatar de Usuario
Diocolo
Me estoy empezando a viciar
Mensajes: 308
Registrado: 26 Ago 2011 17:00
Ubicación: Somontano

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Diocolo »

Hola,

Tenemos esta lectura propuesta en el miniclub lopesco de este año. Tocará comentarla a partir del 15 de este mes. Pero ocurre que he podido leer hoy la introducción que ofrece la edición de Cátedra.

Tres cosas que me han parecido de lo más interesantes que se comenta en el estupendo estudio introductorio en relación con lo que estamos por leer (o releer, según el caso):

Lo primero que recoge y que me ha resultado muy sugerente es la innovación que intenta Lope de ajustar las cosas a un nuevo tiempo, intentando dir dejando atrás el concepto de naturaleza bucólica tan idealizada en esos momentos, para ir aterrizando las cosas a un nuevo entorno "natural": la urbe. Sin ser una ruptura flagrante comenta el autor, Julio González-Barrera que es una nueva orientación y paso de cambio respecto a los cánones acostumbrados.

Un segundo elemento de interés para mí ha sido cómo en el personaje de Belisa vamos a encontrar un modelo femenino subversión, de malas prácticas, de adolescente que hace lo que estaba mal visto (engañar, urdir, hacerse notar y ver, etc). Por concretarlo más, me ha llamado la atención lo de ser "mujer ventanera", en sentido despectivo, que era ir contra la tenida por buena formalidad de discreción el estarse a la ventana para ver y ser vista, mostrarse, etc. Vamos, no he podido evitar pensar en lo que hoy muchas veces nos pasa en las redes sociales (y aquí ya cosa de todos y todas :cunao: ) .

Y como tercer elemento, el tema de "opilar" o la "opilación", que me ha costado ver claro a qué se estaba refieriendo, ya que en este caso la RAE no aclara realmente del todo (no había leído nunca la expresión de opilarse). Además, entiendo que va a ser clave. Moda de la época el verse por un lado de tez lo más blanca posible ("color quebrado", se decía) y por otro lo más delgada posible (en términos coloquiales de andar por casa, plana, ya que se intentaba incluso reducir el busto). Para ello se expandió por doquier la moda de masticar y comer búcaros, cachitos de barro de alfarería. Una locura, visto ahora. Parece ser que de las altas esferas de Palacio (las Reinas y Princesas las primeras), fue llegando a todas partes y condiciones. El mascar esto daba paso a una situación de anemia muy acusada, que provocaba un color de piel blanco (terrible, la verdad), y por otro, una delgadez (de nuevo, derivado de un cuadro patológico, más bien sería estar macilenta). De hecho, entre otras cosas, según se explica en la Introducción, producía que no se generase apenas menstruación, muy poca (y cuando llegada, sin embargo, con mucho dolores). Esto último (falta de menstruación) es lo que la RAE recoge escuetamente como "opilar".

Pero claro, en el contexto social de su momento significaba mucho, ¡muchísimo más! Para irse reponiendo de esto, o para llevarlo mejor, lo que se hacía, según nos cuenta González-Barrera, era beber agua con hierro o acero. De ahí, el tomar acero. Hete aquí que esto dio pie pues a otra costumbre social muy arraigada en su momento (afortunadamente ya no), que evidentemente, estaba asociada a lo otro, al comer barro. Para ayudar a reponerse de esta bebida, era practicada de común la actividad de ir a pasear un buen rato antes del amanecer cada día con el pretexto de completar así esta horrible "dieta milagro" del barro y el acero. Curiosamente, este paseo derivado de lo otro, pasaba a generar un espacio de tiempo y terreno de libertad para la mujer, que salía de casa sin una faena concreta con la justificación de ir llevando así el régimen de actividades correctas a la toma de barro y de acero. Pero esto abría un otro espacio de tiempo y libertad también para muchos, que tenían acceso a ellas, propiciándose "encuentros" que daban pie a escarceos de ligoteo o directamente sexuales. Anotar finalmente que una discusión que mantiene el autor del estudio es que realmente el motivo de opilarse era un asunto estético, y no anticonceptivo. Para esto segundo, se llevaban otras cuitas.

Como bien se recoge en un momento dado del estudio, se daban por entonces pues hasta cuatro o cinco sinónimos de "acero" en la época (espada, fortaleza o esfuerzo, brebaje por lo del barro y la opilación, o bien, finalmente, como connotación sexual del miembro masculino o de salir a ligar o ser ligada, digamos). Como ya se advierte, esta polisemia va a ser continua en la comedia que vamos a leer.

Comento todo esto porque me ha resultado muy interesante de conocer, especialmente lo de "opilarse". Creo que comenzaré pronto la lectura.
Última edición por Diocolo el 04 Abr 2021 19:25, editado 1 vez en total.
Avatar de Usuario
RAOUL
Foroadicto
Mensajes: 4738
Registrado: 28 Dic 2008 05:58

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por RAOUL »

Muchas gracias, Diocolo, por compartir esa introducción :D

Yo creo que en esta obra es donde escribe Lope: "Niña de color quebrado, o tienes amor o comes barro". El tema de la opilación es muy interesante y da para monográficos, claro. Parece que el origen de la costumbre es musulmán. Por contribuir en algo voy a copiar aquí un ejemplo de lo que dice sobre esta costumbre y poniendo un caso, un contemporáneo, Juan de Zabaleta, en su muy recomendable "El día de fiesta en Madrid":

"
Apéanse a este tiempo de un coche en la puerta de la casa una mujer mayor que tiene el marido en un gobierno en las Indias, y una hija suya doncella opilada, tan sin color como si no viviera. Nadie juzgara que salía del coche para la visita, sino para la sepultura. Comía esta doncella barro. ¡Linda golosina! ¡Cuánto diera esta moza por estar enterrada, por tenerla boca llena de tierra! Dios hizo a esta mujer de barro, y ella con el barro se deshace. Ésta y la de los parchecitos en las sienes parece que andan buscando con qué hacerse feas. De la manera que la tierra enturbia el agua enturbia el color puro de un rostro la tierra comida. Mucha gana parece que tiene de pecar la que come barro. Lo primero, porque comete el pecado de peor gusto de cuantos se cometen. Luego, porque, siendo difícil mucho defendernos de los antojos culpables de este barro de que somos hechos, ella echa más barro.
Llegan al estrado, donde son con agasajo recibidas. Antes de sentarse dice, mirando a la doncella, la viuda: «¡Válgate Dios por muchacha, y cuál estás! ¡Ea! De misma manera estaba yo antes que me casara». Vanse a sentar, y la vieja, con las faldas, quiebra un barro de Natán que estaba sobre un bufetillo. Asústase mucho, y dice a la dueña de la casa: «Amiga, yo daré satisfación de mi descuido: del primer cajón destos barros que envíe el Gobernador os enviaré media docena». Mandas que toman el plazo largo no son más que mentira sabrosa. La dueña de la casa dice, con una risa muy desapasionada: «La mayor merced del mundo me habéis hecho en quebrar esa sabandija, porque eran insufribles las tentaciones que me daban de beber por instantes»; y entre sí estaba diciendo: «¡Pluguiera a Dios se te hubiera quebrado un ojo antes que el barro!». Toman almohadas y enlázanse en la conversación (...)
En esto estaban embebidas cuando la doncella, que había parado con la mudanza de lugares que ocasionaban las que entraban nuevamente junto al bufetillo en que se había quebrado el barro, agarró ladronamente dos o tres casquillos, metiolos en la estufilla, y llevándola hacia la nariz con la una mano, como a sacarle el frío, con la otra disimuladamente llegó un casquillo de búcaro a la boca y mordiole. Rechinó el barro: es golosina quejijosa, y no se queja del mal que le hacen, sino de la ofensa que se hace a Dios (...) Reparó en la travesura de la doncella la viuda, y encarándose con ella la dijo: «¡Vaya noramala! ¡Eche ese barro de la boca ¿piensa que no la vemos?». La moza se sonrió y escupió el barro. Engarrafose della, sacola del manguito el hurto, y arrojolo en mitad de la sala. La madre viendo aquello, dijo: «Amigas: esta mala hembra ha de acabar con mi vida antes que con la suya. Por verme sin ella la he de casar con el primero que pase por la calle. Decía entonces entre si la doncella: «¡Nunca otro mal me haga!». La despejada dijo: «Muchacha: ¿el barro do fuiste hecha comes? ¿No ves que es incesto en la golosfina?».
Por lo demás, esta obra de Lope sí que la he leído y la recuerdo como una pura delicia. Una comedia muy pero que muy divertida.
1
Avatar de Usuario
Diocolo
Me estoy empezando a viciar
Mensajes: 308
Registrado: 26 Ago 2011 17:00
Ubicación: Somontano

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Diocolo »

¡Muchas gracias @RAOUL por poner la cita de Zabaleta por extenso! En la Introducción pone la primera parte, pero no todo el extracto que nos haces.

Pues sí que daría para todo un monográfico, porque no sólo era una práctica, por lo que he entendido, muy extendida y creída, y que además influía en la propia salud, si no que además tenía un calado social fuerte, y también resultaba polémica (como bien podemos leer de Zabaleta). ¡Realmente interesante! En esta Introducción comenta que pudo venir también esta costumbre por Portugal, aunque también recoge la posibilidad de que viniese por los musulmanes. Buena señal que tengas buen recuerdo de esta obra.



Al margen de todo esto, aprovecho para comentar otra cosa. Echando un vistazo rápido al elenco de personajes, de nuevo volvemos a tener nombres conocidos. Veo que Lope renovaba muchos nombres, y no sé si siempre aplicados a unos mismos prototipos. Teodora/Teodoro, Risaldo, Fabio, Belisa (hay otra obra por ahí que se llama "Las bizarrías de Belisandra"), Lisardo, Marcela... Me parece curioso.
Avatar de Usuario
ratonB
Vivo aquí
Mensajes: 9098
Registrado: 17 Sep 2005 23:18

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por ratonB »

Qué despiste, creía que me lo había saltado pero es el día 15, si no lo empiezo mañana lo haré en cuando encierre a unos demonios que andan sueltos por ahí haciendo de las suyas.
:101: Emma. Austen, Jane

2021
Agenda
Avatar de Usuario
Arden
Vivo aquí
Mensajes: 16624
Registrado: 28 Oct 2008 08:59

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Arden »

Ainss, me ha pasado lo mismo.

Pues se me ha juntado con Don Gil de las calzas verdes que lo tengo ya sobre la mesa.

pues entre hoy y el finde caen, espero...
Ulises y la Odisea de Pietro Citati. Les fúries invisibles del cor de John Boyne. La Odisea de Homero.

Recuento 2021
Aben Razín
Vivo aquí
Mensajes: 51590
Registrado: 19 Feb 2009 14:28
Ubicación: Al lado del Torico.

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Aben Razín »

No he podido ajustar mi calendario, así que seguiré vuestros comentarios, :60:
Pasado: El ministerio del dolor de Dubravka Ugresic.

Presente: La llamada de la tribu de Mario Vargas Llosa.

Futuro: La Alemania de Weimar: presagio y tragedia de Eric D. Weitz.
Avatar de Usuario
ratonB
Vivo aquí
Mensajes: 9098
Registrado: 17 Sep 2005 23:18

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por ratonB »

He leído el primer acto. Me está divirtiendo más que los anteriores, con el tunante Beltrán pasándose por médico y soltando medio latinajos para resultar creíble :lol: Este figura del pícaro criado sacando las castañas del fuego de sus amos es muy recurrente. Ese tipo de pillo debía ser frecuente en esa sociedad.
:101: Emma. Austen, Jane

2021
Agenda
Avatar de Usuario
Diocolo
Me estoy empezando a viciar
Mensajes: 308
Registrado: 26 Ago 2011 17:00
Ubicación: Somontano

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Diocolo »

He leído yo también el Primer Acto. Unapena que no pude hacerlo de manera seguida, y creo que se me ha perdido un poco la sensación de desbordamiento de personajes y carácteres que presenta.

No obstante, de nuevo, estupenda puesta en escena de protagonistas. A lo que alude @ratonB , añadiría
Qué bien refleja el caracter caprichoso, adolescente y contra las normas que tiene Belisa, dándole continuamente disgusto a Teodora. Por el otro lado, me acuerdo de aquello de "Dios los cría y ellos se juntan", en este caso, con Beltrán haciendo de médico. Lisardo y Riselo están ahí a que caiga la breva que quiere caer. Y resulta que en ese paseo propiciatorio y recetado para que cunda el acero de la supuesta opilada, cae en las redes del galán Teodora, que se deja embaucar. Se me ha espacado un poco el tira y afloja de Marcela, que supongo que estaba en pos de Riselo o Lisardo, ahora no atino. Supongo que la trama se liará con la llegada de su primo Octavio, que parece que aspira a ser más que sencillamente su primo.

Qué curiosos los momentos en que se buscan "conectar" Lisardo y Belisa, como aquello del guante en la Iglesia. Desde luego el papel de Beltrán es recurrente en muchas obras ya, pero le da mucha chispa
En fin, un primer acto estupendo, con mucha vida y gracejo. ¡Mucho buen hacer lopesco!
Avatar de Usuario
ratonB
Vivo aquí
Mensajes: 9098
Registrado: 17 Sep 2005 23:18

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por ratonB »

He dejado el tercer acto para hoy. El final del segundo acto está gracioso, con el gozo de los tres compadres
en un pozo, aparentemente:
RISELO
¡Buenos habemos quedado!
LISARDO
¡Gentil madrugada ha sido!
Aun con Beltrán no he podido
dar a Leonor un recado.
BELTRÁN
Que aún no me pudo este agravio
perdonar; basta, silencio.
RISELO
¡Juntos Marcela y Florencio!
LISARDO
¡Juntos Belisa y Octavio!
BELTRÁN
¡Juntos Leonor y Salucio!
RISELO
¿Con mi enemigo, traidora?
LISARDO
¿Con un extraño, señora?
BELTRÁN
¡Vil!, ¿con un hombre tan sucio?
En el título de la obra creía que acero se referiría a espadas, dagas y demás. Puede que también, y que al final juegue con ese doble sentido en caso que salgan a relucir las armas. Pero como habla de tomar el acero como medicación, se debe referir a esta otra acepción que desconocía del todo:

acero
6. m. desus. Agua ferruginosa usada como remedio para ciertas enfermedades.



Si Lope de Vega hubiese vivido hoy yo creo que estaríamos rajando de él que si escribe para la masa, que si bestsellero... :lol:
:101: Emma. Austen, Jane

2021
Agenda
Avatar de Usuario
Arden
Vivo aquí
Mensajes: 16624
Registrado: 28 Oct 2008 08:59

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Arden »

@RAOUL según leo en la introducción de la edición de Prolope el verso que comentas proviene de una canción anónima de 1589, recogida en la Flor de varios romances, porque al tomar el acero y por lo tanto salir alcanzar la libertad de la calle al ir de paseo, terminaron por convertirse en sinónimo burlesco de embarazo secreto, consecuencia de las libertades que rompían el rigor familiar.

Niñas del color quebrado
o tienes amores o comes barro.
Andas desvelada
de un amor travieso
o te sabe al queso
a leche, o a cuajada.
Vas siempre arrimada
por esas paredes
comes lo que puedes
bueno, o mal guisado.
Hablando al sereno
la noche entretienes
de búcaros lleno:
que como veneno
al vientre encamina
la barriga empina
y ensancha el costado.
O es de fuego ardiente,
o de agua fría.
Mal haya tu tía,
que tal te consiente,
pues dice la gente
que aunque comes yeso
lo echarás con hueso
su tiempo llegado.

Y los versos principales se usan aquí en a partir del verso 1344.

También me ha resultado curioso que "tomar el acero" tuviera una connotación sexual puesto que "acero" se entendía como la espada, la cual también venía a aludir al órgano sexual masculino.
Ulises y la Odisea de Pietro Citati. Les fúries invisibles del cor de John Boyne. La Odisea de Homero.

Recuento 2021
Avatar de Usuario
Arden
Vivo aquí
Mensajes: 16624
Registrado: 28 Oct 2008 08:59

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Arden »

Buenísimo el primer acto.

Es curioso que es la tercera vez que leo esta obra y cada vez le encuentro detalles nuevos. Me sigue sorprendiendo el carácter tan resuelto de Belisa, que es la que trama toda la estratagema para poder ver a Lisardo, y cómo la tía, que enseguida se da cuenta del engaño de la opilación se deja querer por Riselo. Divertidísima la intervención del criado como médico, que ya hemos visto en alguna que otra obra, y no más divertido el cortejo de Riselo a la tía, utilizando palabras con doble sentido que la animalizan pero de lo que ella no se da cuenta y está encantada.

Divertido también el recurso a la cancioncilla popular en tres niveles, primero Lisardo en plan muy elevado, irónico el de Riselo y ya jocoso y basto el del criado.
Ulises y la Odisea de Pietro Citati. Les fúries invisibles del cor de John Boyne. La Odisea de Homero.

Recuento 2021
Avatar de Usuario
Arden
Vivo aquí
Mensajes: 16624
Registrado: 28 Oct 2008 08:59

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Arden »

¡Terminada! Me encanta esta obra, con un final de más enredos, con travestidos de hombre a mujer y de mujer a hombre, una Belisa
embarazada de cuatro meses por lo que parece, y quizás el final un pelín precipitado con el padre y el sobrino acudiendo a vengarse y casando a los amantes inmediatamente, pues para ese burro no hacían falta esas alforjas.
. Lo cierto es que aquí Lope critica que sea el dinero y no el amor el que predomine como razón para un matrimonio, Lisardo no tiene tanto dinero y por lo tanto queda descartado en favor de otros, pero el honor vale más que el dinero así que obviamente acaba la obra como tiene que acabar.

Me sabe mal por la pobre tía,
que acaba en un convento, engañada, enamorada, seguramente por castigar Lope su hipocresía.
Ulises y la Odisea de Pietro Citati. Les fúries invisibles del cor de John Boyne. La Odisea de Homero.

Recuento 2021
Avatar de Usuario
Emilio6
Foroadicto
Mensajes: 2988
Registrado: 03 Oct 2015 18:01
Ubicación: Asturias

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Emilio6 »

¡Qué curioso! Yo acabo de empezar Don Gil de las calzas verdes y también aparece el tema de la opilación. En la nota a pie de página del verso 382 de la edición de Cátedra a cargo de Enrique García pone que la opilación era la obstrucción de las venas por las que se creía que circulaban, según la creencia de la época, los humores corporales. Era una enfermedad apreciada por las damas, quienes veían en la palidez un signo de belleza, y con este propósito tenían por costumbre comer barro seco (siendo el mejicano de Natá el preferido). La opilación se combatía con acero. Deleito y Piñuela escribió: "la opilación era una dolencia típica de las damiselas del siglo XVII. Consistía en un desarreglo orgánico, que obstruía el paso de ciertos humores y daba a las jóvenes un tinte de tez pálido y amarillento, y aun ciertas anomalías de humor. La opilación era un comodín, como el moderno histerismo, para exlplicar todo desequilibrio de la mujer". [...] esta tesis se vino abajo cuando Griswold Morley demostró en El acero de Madrid, Hispanic review que no existía componente ferruginoso alguno en las fuentes madrileñas, como confirmó también después Stefano Arata ...
Avatar de Usuario
Mariela
Vivo aquí
Mensajes: 5020
Registrado: 11 Ene 2008 00:06
Ubicación: Donde se pueda disfrutar del placer de la lectura

Re: El acero de Madrid - Lope de Vega

Mensaje por Mariela »

Perdón por continuar con la digresión de Emilio6, pero curiosamente la nota que aparece en la edición de Castalia de Don Gil de las Calzas Verdes (de Alonso Zamora Vicente) es calcada a la que has puesto, @Emilio6.

Y volviendo a la obra de Lope de Vega, aunque en un principio no pensaba volver a leerla, ver vuestros comentarios me han hecho cambiar de parecer y cuando fui la semana pasada a la Biblioteca a por la edición de Castalia de Don Gil de las Calzas Verdes, también saqué El acero de Madrid en la edición de Castalia. Así que dentro de unos días espero poder comentar su segunda lectura.
"He buscado el descanso y sólo lo he encontrado en un rincón leyendo un libro" (Tomás de Kempis)

Recuento 2021
Agenda 2021
Lista de pendientes
Responder