La partida - Miguel Delibes

Foro para comentar acerca de los últimos cuentos que hayas leído o hablar de leyendas y mitos.

Moderadores: Sue_Storm, Giada

Avatar de Usuario
Lía
La lianta
Mensajes: 26575
Registrado: 25 Mar 2011 15:50
Ubicación: generalmente en General

Re: La partida - Miguel Delibes

Mensaje por Lía » 30 Nov 2012 16:05

Leídos tres más

¿Entendiste el del tranvia?
el amiguito Luis me ponía nerviosa con tanto "querido" yo nunca he oido decir tanto querido seguido entre amigos, ni chicas, ni chicos ni mezclados, parecía un director de decorados :cunao:
Y ¿del final qué?
tantos finales rarunos juntos me están calentando el cerebrito jajaa. ¿Llovía, o no llovía? ¿existe la chica? Nada, que no conforme con dejarnos con la duda de la dichosa lluvia, termina el protagonista intentando llevarse un disco de una tienda sin pagar, que lo apuntara a su cuenta, que no debe existir tal cuenta :noooo:
Yo creo que todo lo ocurrido hasta que sale a la calle y ve que no llueve
ha sido un sueño
El del manguero, me ha gustado, no creo que sea el que más me guste al acabar porque me ha dado penita
un hombre atado a un trabajo que no le gusta.
El campeonato es un retrato
de las personas obsesionadas con el deporte rey ¿no? mayoritariamente hombres :mrgreen:
Leyendo: La delocadeza de David Foenkinos

Agenda

Avatar de Usuario
Lía
La lianta
Mensajes: 26575
Registrado: 25 Mar 2011 15:50
Ubicación: generalmente en General

Re: La partida - Miguel Delibes

Mensaje por Lía » 30 Nov 2012 18:04

Terminado y me encantó.
Cada cuento me ha gustado un poco más.
El último genial!! Bueno todos.
El primer pitillo
me ha resultado exquisito, dan ganas de fumar, como se recrea en cada paso que da antes de fumarse el cigarro después de quince días sin fumar.
A mí personalmente los tres últimos me han gustado especialmente
La contradicción
Por eso, porque realmente es toda un acontradicción.
la vida, la muerte que llega inconvenientemente, sí nunca conviene, no es justa pero en algunos casos es injusta, muy injusta. Este niño de 18 años, la monjita que pide que no muera pero a la vez reza hagase tu voluntad...
La conferencia. Genial!!!
el conferenciante que suelta frases grandilocuentes, algunas carentes de sentido o lógica pero que suenan "grandes" La joven idealista que va de "intelectualilla" y mira embobada al conferenciante. Me he reído mucho cuando ella no comprende alguna idea del conferenciante y dice: claro es taaan grande jaja
Y por último el joven proletario que pasa a la conferencia en un día especialmente frio, sólo por pasar un rato calentito.Vamos, resumiendo, el orador o persona política que habla bonito sin decir nada.
La joven idealista que bebe sus palabras . Y el trabajador que no entiende lo que dicen pero sabe mucho más que todos de lo que hablan, el sufre en sus huesos esas diferencias ecónomicas de las que todos dicen tienen que terminar pero nadie dice cómo
Y al final, no quiero parecer feminista pero todos
mirando las poderosas caderas de la intelectualilla, y ella pensando que habian notado "sus inquietudes" jajajaja Buenísimo
Leyendo: La delocadeza de David Foenkinos

Agenda

Avatar de Usuario
Pseudoabulafia
Vivo aquí
Mensajes: 16957
Registrado: 11 Feb 2011 23:45

Re: La partida - Miguel Delibes

Mensaje por Pseudoabulafia » 01 Dic 2012 13:06

Lía escribió: El primer pitillo
me ha resultado exquisito, dan ganas de fumar, como se recrea en cada paso que da antes de fumarse el cigarro después de quince días sin fumar.
A mí este relato me da que pensar sobre lo mucho que ha cambiado la visión del hábito de fumar no sólo en la televisión y el cine, sino también en la literatura.

En realidad, ahora que soy exfumador, creo que ese cigarrillo ideal sólo existe en la imaginación, realmente creo que yo disfruté realmente de muy pocos cigarrillos pero me imaginé mil formas de disfrutarlos cuando estaba dejándolo. Aún así está muy bien escrito y, en efecto, casi dan ganas de fumar. Creo que este relato sería impensable hoy en día. :roll:
Lía escribió:La contradicción
Por eso, porque realmente es toda un acontradicción.
la vida, la muerte que llega inconvenientemente, sí nunca conviene, no es justa pero en algunos casos es injusta, muy injusta. Este niño de 18 años, la monjita que pide que no muera pero a la vez reza hagase tu voluntad...
A mí este no acaba de llegarme.
Aunque lo de ligarse a la monjita tiene su morbillo. ¿O imaginarme un tonteo con la monjita joven lo he añadido yo porque me ha dado la gana y en el relato no lo dicen? :oops:
Lía escribió: La conferencia. Genial!!!
el conferenciante que suelta frases grandilocuentes, algunas carentes de sentido o lógica pero que suenan "grandes" La joven idealista que va de "intelectualilla" y mira embobada al conferenciante. Me he reído mucho cuando ella no comprende alguna idea del conferenciante y dice: claro es taaan grande jaja
Y por último el joven proletario que pasa a la conferencia en un día especialmente frio, sólo por pasar un rato calentito.Vamos, resumiendo, el orador o persona política que habla bonito sin decir nada.
La joven idealista que bebe sus palabras . Y el trabajador que no entiende lo que dicen pero sabe mucho más que todos de lo que hablan, el sufre en sus huesos esas diferencias ecónomicas de las que todos dicen tienen que terminar pero nadie dice cómo
Y al final, no quiero parecer feminista pero todos
mirando las poderosas caderas de la intelectualilla, y ella pensando que habian notado "sus inquietudes" jajajaja Buenísimo
Jajjajjaja.
Sí, la verdad es que la descripción es buena. :D
Lo que me lleva a pensar que también tiene sentido en la época en que está escrito (la posguerra), pero hoy en día nadie se mete a una conferencia por el calorcito (de momento), como mucho por los canapés de después. :lengua:

Avatar de Usuario
Lía
La lianta
Mensajes: 26575
Registrado: 25 Mar 2011 15:50
Ubicación: generalmente en General

Re: La partida - Miguel Delibes

Mensaje por Lía » 01 Dic 2012 13:37

Holaaa
pues no, yo en el cuento de La contradicción
no encuentro, para nada, un intento de ligue con la monja. Pseudo!!!! que se está muriendo y le duele el cuerpo tó jajaja pero si no tiene casi ni pulsaciones. No, yo creo que tiene miedo a la muerte, sabe que se está muriendo y no quiere estar sólo, es su pensamiento en ese momento. Ese y las "contradicciones" de la vida, su hermana que siempre quiso ser monja y termina siendo hermana de otro tipo de "caridad" . Él que era un pobre infeliz sin trabajo y cuando encuentra algo y se ilusiona un camión se cruza en su camino. Y sobre todo la contradicción de que una persona joven, muy joven se vaya y otra mayor , cansada de vivir a lo mejor, siga viviendo.
Jomío, La conferencia genial
vale, lo de la calefacción ya no se da. Pero los tres elementos siguen en vigor. ¿o no?
Leyendo: La delocadeza de David Foenkinos

Agenda

Avatar de Usuario
Lía
La lianta
Mensajes: 26575
Registrado: 25 Mar 2011 15:50
Ubicación: generalmente en General

Re: La partida - Miguel Delibes

Mensaje por Lía » 01 Dic 2012 13:50

Ahhh y de Finlandia nada, ni nombrarla :oops:
La verdad es que no sé de dónde salió la idea :roll:
Leyendo: La delocadeza de David Foenkinos

Agenda

Avatar de Usuario
Pseudoabulafia
Vivo aquí
Mensajes: 16957
Registrado: 11 Feb 2011 23:45

Re: La partida - Miguel Delibes

Mensaje por Pseudoabulafia » 01 Dic 2012 13:53

Lía escribió:Holaaa
pues no, yo en el cuento de La contradicción
no encuentro, para nada, un intento de ligue con la monja. Pseudo!!!! que se está muriendo y le duele el cuerpo tó jajaja pero si no tiene casi ni pulsaciones. No, yo creo que tiene miedo a la muerte, sabe que se está muriendo y no quiere estar sólo, es su pensamiento en ese momento. Ese y las "contradicciones" de la vida, su hermana que siempre quiso ser monja y termina siendo hermana de otro tipo de "caridad" . Él que era un pobre infeliz sin trabajo y cuando encuentra algo y se ilusiona un camión se cruza en su camino. Y sobre todo la contradicción de que una persona joven, muy joven se vaya y otra mayor , cansada de vivir a lo mejor, siga viviendo.
Coñes, ¡es verdad!
Ya no me acordaba del relato y se ve que estaba yo rellenando huecos. :oops: :oops: Pero sí que la monja se sonroja o escandaliza de vez en cuando:
- Siéntese aquí un ratito, madre. Junto a mí. Podemos charlar charlar de muchas cosas.
- ¡Alabado sea el señor, hijo! El te quite de la cabeza esos malos pensamientos -dijo sor Matilde.
O sea, que tampoco iba yo tan desencaminado cuando me pareció, al principio del relato, ver el típico tonteo entre enfermo-enfermera. :lengualarga:

Otro momento en el que la monja se sonroja es cuando el muchacho le dice a la monja que su hermana acabó trabajando en la calle de "la Pureza", lo que me lleva a pensar que la hermana (del enfermo, no la monja) trabaja de prostituta, y "el convento de la calle de la Pureza" sea un eufemismo para prostíbulo. No sé si eso daría un doble sentido al título del relato, además del que le da la monja al final. :roll:
Lía escribió:Jomío, La conferencia genial
vale, lo de la calefacción ya no se da. Pero los tres elementos siguen en vigor. ¿o no?
Sí, sigue estando en vigor.
Las inquietudes de las mozas siempre pondrán vigorosos a los caballeros. :lengua: :lengua:
Última edición por Pseudoabulafia el 01 Dic 2012 15:09, editado 6 veces en total.

Avatar de Usuario
Lía
La lianta
Mensajes: 26575
Registrado: 25 Mar 2011 15:50
Ubicación: generalmente en General

Re: La partida - Miguel Delibes

Mensaje por Lía » 01 Dic 2012 15:00

Bueno, no sé, por lo visto tú has tenido más "experiencias" con asuntos de uniformes :cunao: :lengua:
en cuanto al comentario machista y pinchitas
pues no me pico
:cunao:
Leyendo: La delocadeza de David Foenkinos

Agenda

Responder