China Miéville

Pues eso, para hablar de un autor en general.

Moderador: natura

Avatar de Usuario
Masacroso
Lector voraz
Mensajes: 225
Registrado: 13 Ene 2007 06:15
Contactar:

China Miéville

Mensaje por Masacroso »

China Tom Miéville
(6 de septiembre de 1972, Norwich, Londres, Reino Unido )

Imagen

Sin duda alguna China Miéville es uno de mis autores favoritos, si puedo resumir su obra en una sola palabra diría ORIGINALIDAD, originalidad en todos los aspectos: guión, personajes, narración, conceptos, etc... Puedo decir claramente que este escritor es uno de los mejores del siglo XXI en cuanto a fantasía ya que ha producido una revolución en los conceptos tradicionales de la fantasía. Un auténtico revolucionario de la fantasía como lo fue Philip K. Dick en su tiempo. Su obra engloba muchas ideas y diría yo que es una especie de surrealismo fantástico pero sin llegar a perder coherencia en ningún momento. Pongo algunas reseñas sobre él:

Por Raúl Ruiz (Nemes)

China Miéville
Si a un servidor le preguntan de repente, sin aviso y a bocajarro, “¿cuál de los escritores actuales del género hará historia y marcará un estilo a seguir?“, o una más coloquial y concreta: "de los escritores que publican hoy en día, ¿con cuál te quedarías?”, la respuesta sería tan fulminante como contundente: "China Miéville".

Después, con más tiempo para meditar la respuesta, irían saliendo otros nombres, en algunos casos puede que incluso mejores que el propio Miéville. Diría "también George R. R. Martin”, que tantas alegrías viene dándonos últimamente; "Vernor Vinge", cuyas novelas se han de rogar años pero que, cuando llegan, colman y satisfacen como pocas pueden llegar ha hacerlo; o "Iain Banks, con o sin M.", del cual no puedo decir nada pues todo está dicho ya;... ¿Quién sabe? Diría muchos nombres. Pero el primero, el que no se duda, el que saldría a la velocidad del pensamiento, sería el de China Miéville.

Y es que en nuestro querido, pero bastante estancado mundillo de la literatura fantástica, pocos son los autores con una visión tan particular de lo que ha de ser una novela y de cómo ha de estar escrita sin acudir a archisobadas recetas y topicazos, haciendo uso en todo momento de un sublime libro de estilo. Pocos son lo que con un solo párrafo perfilan ideas absolutamente sugerentes y cautivadoras, que contienen una fuerza sobrecogedora. Y, sobretodo y ante todo, pocos son los que han inventado un universo particular, increíble e inolvidable, al nivel que China Miéville ha logrado.

China Miéville nació en Londres el año 1972 y parece ser que no se ha movido de allí desde entonces. Para nombrar al bebé sus padres buscaron una palabra que les transmitiera vibraciones lo suficientemente positivas y decidieron llamarle “China”, no tanto por el país asiático como por el hecho de que “China” en cockney (una especie de jerga enrevesada que se habla en ciertos barrios de Londres, parecido en espíritu al slang angelino) significa “amigo”. Resulta de lo más normal que, hasta que no le ves la cara en las solapas del libro, se piense que en realidad se trata de una escritora.

De muy joven China se aficionó a la literatura fantástica con revistas como Interzone, la mejor publicación de ciencia ficción del Reino Unido, dirigida hasta hace unas semanas por David Pringle y donde aparecen autores como Greg Egan, Paul McAuley, Stephen Baxter, Graham Joyce; y también 2000AD, un mito del cómic anglosajón donde aparecieron por primera vez las aventuras del Juez Dredd, y en la que dieron sus primeros pasos guionistas de la talla de Alan Moore, John Wagner, Garth Ennis, Peter Milligan,...

Junto a su afición por el género fantástico, Miéville cultiva otro interés con igual dedicación: la política; que, de la misma manera que la escritura, ejerce activamente. De hecho en las elecciones del 2001 concurrió como cabeza de lista en su distrito por la Alianza Socialista, partido de una marcadísima orientación marxista–trotskista. Lamentablemente para sus conciudadanos y afortunadamente para sus lectores, obtuvo unos pobres resultados (1,2% de los votos frente al 54,6% de la ganadora) por lo cual su dedicación primaria sigue siendo en la actualidad la escritura. Este interés y activismo le han hecho noticia tanto dentro como fuera del fandom en varias ocasiones. Ha sido detenido un buen puñado de veces al participar o, directamente, encabezar sonoras manifestaciones y protestas a las puertas del parlamento británico. La última vez por el cierre de una guardería gratuita.

Actualmente intenta doctorarse en Relaciones Internacionales y Filosofía del Derecho Internacional. Como dato curioso y humorístico, un periódico sensacionalista londinense lo nombró “el hombre más sexy de la política”. No cabe duda de que no nos hayamos ante el típico escritor de literatura fantástica.

En 1998 irrumpió con fuerza en el panorama literario con King Rat, aún sin traducir al español, una versión contemporánea y postmoderna de “El flautista de Hamelin”, donde licantropía y música jungle se dan la mano. Su debut hizo que los medios centraran la atención en esta joven figura que surgía de repente, cargada con una rica e impresionante lírica y una visión muy personal

En el año 2000 publicó La estación de la calle Perdido, con la que ganó el Premio Arthur C. Clarke y el Augusth Derleth del 2001, el Kurd Lasswitz Award y el Ignotus del 2002, y una distinción no menos importante: el Amazon.com Editors' Choice, Fantasy 2001. Asimismo fue finalista del James Tiptree 2001, el BSFA del 2000 y el Hugo 2002 (que injustamente le arrebató Neil Gaiman con American Gods, obra que en mi modesta opinión no soporta la más mínima comparación con La estación de la calle Perdido).

Estaciones y Cicatrices:

Imagen

En La estación de la calle Perdido nos encontramos en el mundo de Bas-Lag y, más concretamente, en Nueva Crobuzón, gigantesca metrópolis gótica industrial donde un sinnúmero de razas conviven rodeadas de un ambiente de opresión, suciedad y decadencia. Isaac Der Grimnebulin es un científico renegado que vive con su amante, una artista khepri (mujeres con cabeza de escarabajo) y que un buen día recibe el más extraño encargo: reconstruir las alas de un garuda (hombres pájaro), arrebatadas en misteriosas circunstancias. Durante la investigación, a causa de la ineptitud y codicia humanas, un horror sin nombre prácticamente invencible es liberado de su prisión y Nueva Crobuzón se ve sumida en el terror ante una amenaza sin nombre, a medio camino entre Jack el Destripador y La Peste Negra, al que nadie, siquiera el despótico y protofascista gobierno de la ciudad estado, sabe cómo combatir...

Tras el increíble éxito de crítica y ventas alcanzado (número uno en El Reino Unido) Miéville se convirtió en una de las más firmes promesas del género y se puso en boca de todo el mundo. La pregunta surgía automáticamente: ¿Era China Miéville uno de los futuros grandes o se podía considerar La estación de la calle Perdido como flor de un día?

En el año 2002 vio la luz La cicatriz, segunda obra ambientada en el universo de Bas-Lag, que fue premiada con el Locus de Fantasía del 2002, el August Derleth del 2003 y recibió nuevamente el Amazon.com Editors' Choice, Fantasy 2002. También, fue candidata al Philip K. Dick del 2002 (se le concedió la mención especial), al Arthur C. Clarke y el Hugo del 2003.

En esta novela, lejos de asegurarse la baza repitiendo personajes y escenario, Miéville opta por trasladarnos a otro lugar muy lejos de Nueva Crobuzón. Concretamente a Armada, una gigantesca ciudad formada por miles de barcos de todos los tipos y tamaños que navega a la deriva por el océano.

En esta ciudad de civilizados piratas y habitantes a la fuerza asistiremos a una lucha por el poder entre facciones rivales. Los dos gobernantes más poderosos de la ciudad, llamados Los Amantes, protegidos por el legendario e invencible Uther Doul, han iniciado el más descabellado y loco de los proyectos... Seremos testigos de toda la trama a través de los ojos de la protagonista principal, Bellis Gelvino, fugitiva de Nueva Crobuzón debida a su vinculación con un famoso subversivo perseguido de la justicia... En definitiva, asistiremos a un desfile de personajes realmente impresionante, conoceremos al brucolaco, a los anopheli, sabremos qué es el avanc y qué se esconde tras los planes de Los Amantes y Uther Dhoul.

La cicatriz era la respuesta a la pregunta que todos se hacían pues iguala, y a ratos supera, a su laureada antecesora gracias a una narración fluida y colorista, menos oscura y opresiva que La estación..., más aventurera, con mayor sentido de la maravilla y donde Miéville nos deslumbra con un intenso bombardeo de emociones fuertes e ideas sorprendentes.

¿Qué convertirá a Miéville en uno de los escritores referente dentro del género en los próximos años?

Bas-Lag. Fantasía para un nuevo milenio

Miéville es el escritor fantástico postmoderno por excelencia. Múltiples y variadas influencias se encuentran en sus dos novelas ambientadas en el particular mundo de Bas-Lag: Mervy Peake, H. P. Lovecraft, Jack Vance, Michael Moorcock, Charles Dickens, Julio Cortázar y Edgar Allan Poe son algunos de los más evidentes. Eso sí, siendo en cada momento y ante todo él mismo.

Miéville es el escritor fantástico postmoderno por excelencia. Múltiples y variadas influencias se encuentran en sus dos novelas ambientadas en el particular mundo de Bas-Lag: Mervy Peake, H. P. Lovecraft, Jack Vance, Michael Moorcock, Charles Dickens, Julio Cortázar y Edgar Allan Poe son algunos de los más evidentes. Eso sí, siendo en cada momento y ante todo él mismo.

Imagen

En sus libros encontramos, como clarísima característica principal, una mezcla de conceptos e ideas extremadamente desacomplejada y colorista; steampunk, magia, seres sobrenaturales, lo gótico, lo barroco, ciencia imposible, inteligencias artificiales derivadas de la máquina diferencial de Babagge, política, descripciones cotidianas, reflexiones sobre la condición humana, piratas, mujeres con cabeza de escarabajo, poderosos hombres cactus, vodyanoi acuáticos con místicos poderes sobre el agua, una casta de criminales convertidos en terribles mutantes, monstruos semimecánicos,... Sin haber inventado nada conjuga con tal maestría esta heterodoxa y colorista amalgama de conceptos que en todo momento uno parece encontrarse ante el más original y personal de los mundos.

Para conjugar estos elementos de una manera armoniosa y coherente, Miéville define el entorno donde se desarrolla la acción de una manera detallada y minuciosa, sirviéndose de una prosa de una enorme riqueza (y es aquí donde la influencia de H. P. Lovecraft, Mervyn Peake y Charles Dickens se dejan notar más) en una de las ambientaciones más logradas que un servidor ha tenido el gusto de leer jamás.

Igualmente introduce un fuerte componente político-ideológico nada común en la literatura fantástica, motivada por su marcada inquietud política y conciencia social. Bas-Lag es un mundo en plena revolución industrial donde el obrero sufre abusos contra los que intenta luchar, donde el poder corrompe de verdad. Y por eso Miéville relata historias donde los oligarcas son codiciosos, crueles e insensibles; donde el pueblo llano padece; donde nadie es enteramente héroe ni enteramente villano; donde hasta los más reprobables actos pueden tener justificación. Es, como el nuestro, un mundo donde las cosas no son blancas o negras sino más o menos grises. Ya sea en Armada, donde una ciudad entera se ve sometida al caprichoso y suicida plan de dos megalomaníacos sólo porque estos resultan ser la facción dominante; donde la necesidad de mano de obra hace que la principal fuente de ingresos de la ciudad sea la piratería y la conversión de los prisioneros supervivientes en ciudadanos forzosos. Ya sea por el draconiano oligarcado que gobierna en Nueva Crobuzon, que no duda en sumergir a la ciudad libre en un estado policial, reprimir de una manera sangrienta y despiadada manifestaciones de obreros xenianos (razas de seres sobrenaturales como podrían serlo los elfos o los orcos en la fantasía al uso) y clausurar un periódico ilegal por sedicioso y subversivo.

Las historias de Miéville son, ante todo, historias que les suceden a personas. A seres vivos y sensibles, complejos y ricos, a los que dota de una tremenda profundidad. El maniqueísmo no tiene lugar en un mundo en el que los héroes en ningún momento piden serlo, que se ven arrastrados por la vorágine de las circunstancias y cuyas acciones nacen más como producto de intereses personales, caprichos o pura obstinación que por ideales filantrópicos en pro del bien común. Sus “héroes” nunca atraviesan la vorágine saliendo indemnes y oliendo a rosas.

Por ejemplo tenemos a Isaac, que es tan héroe como científico chiflado, de aquellos cuya chifladura llegaría a asustar de ser un personaje real. Y tenemos al garuda, cuyo comportamiento es tan heroico y encomiable como el del mayor de los héroes, pero que sabemos desde el momento en que aparece que es un exiliado debido a un horrendo crimen... Los actos valientes suelen traerles desagradables y dolorosas consecuencias. Así como los villanos nunca son tan villanos (y alguno hasta nos depara sorpresas finales) y siempre tienen motivos de peso para justificar sus acciones (o, al menos, motivos de peso para ellos). En La cicatriz encontramos a Los Amantes, cuya meta podría traer el apocalipsis pero cuyos beneficios, de salirles bien la jugada, casi valen la pena el riesgo. O al brucolaco, una criatura de la oscuridad (y uno de los mejores personajes secundarios que he leído en mi vida) capaz de hacer literalmente lo que sea por encima de quien haga falta por el bien de una idea. Ciertamente no se trata de la más encomiable de las metas pero, aún así, estoy seguro de que tendría la aprobación moral de la mayoría de los lectores.

La entropía es la única ama y señora

Otra de las características principales del mundo de Bas-Lag y la prosa de Miéville es la omnipresencia de la corrupción y la decadencia, no sólo a nivel moral sino también a nivel físico. Encontramos en La estación... una megalópolis, Nueva Crobuzón, donde la descomposición, lo séptico, la podredumbre y la muerte son el telón de fondo para una historia de oscura perdición. Nueva Crobuzón es Nunca Jamás tras el triunfo del Capitán Garfio, es el desagradable despertar del sueño industrial, donde la contaminación, la suciedad y la fetidez convierten en un infierno un mundo donde existen todos los elementos comunes de los cuentos de hadas. Por otra parte, en La cicatriz abandonamos Nueva Cobuzón para conocer Armada, una ciudad flotante de enormes dimensiones formada por miles de barcos unidos por pasarelas. Allí Miéville sustituye la decadencia orgánica por la herrumbre y la cal, la erosión del aire marino, los pegotes de sal incrustados como costras en la piel de la ciudad, y hasta por un mar de pus en una descripción tan detallada que puede llegar a provocar arcadas en el lector.

Nada es puro, limpio o inocente. De hecho ambas narraciones comparten lo que casi podría considerarse una obsesión recurrente: el sexo bizarro. Los personajes de Miéville se enamoran de khepris o de rehechas (personas que como castigo han sido modificadas mediante el uso de la taumaturgia y transformados en repulsivos mutantes o engendros biomecánicos). Y el sexo que surge entre estas personas perfectamente enamoradas, lejos de ser culminación o clímax de nada, se transforma en una experiencia extraña, inquietante, repulsiva a veces. Placer y trauma a partes iguales.

Imagen

Por último resaltar una de las cualidades más sobresalientes del autor: su imaginación. Podría decirse que, tratándose de un escritor de fantasía, resulta una perogrullada. Pero es que Miéville, dentro de la narración, idea cientos de conceptos absolutamente increíbles que se quedan simplemente en un esbozo. Nos habla, por ejemplo, del origen de la Khepri o de Alto Cromlech, elementos que simplemente perfila y que después descarta; tramas con las que otros escritores vertebrarían una saga kilométrica. Miéville no, sólo nos las nombra de pasada porque da la sensación que las ideas espectaculares se le ocurren a montones a todas horas y que su mente es un pozo sin fondo de imaginación y maravilla.

A la espera de ver la aparición de su primera novela, King Rat, o la última, Iron Council (prevista para Julio de este año), traducidas al español, éste es China Miéville y su mundo de Bas-Lag. Si ésta es la fantasía adulta del futuro, estamos de enhorabuena.

----------------------------------------------------
Añadir una reseña más, ya que hace un tiempo salió el tercer libro orientado en este universo tan particular llamado Bas-Lag, dejo aquí otra reseña:

El consejo de hierro:

Son tiempos de revueltas y revoluciones, conflicto e intriga. Nueva Crobuzon está siendo desgarrada desde dentro y desde fuera. La guerra con la siniestra ciudad estado de Tesh y los disturbios en las calles están llevando a la metrópolis a su fin. En medio de este caos, una misteriosa figura enmascarada alienta una rebelión, mientras la traición y la violencia se incuban en lugares inesperados. En su desesperación, un pequeño grupo de renegados escapa de la ciudad y atraviesa continentes extraños y alienígenas en busca de una esperanza perdida, una leyenda imperecedera. Es el tiempo de El consejo de hierro.

China Miéville es uno de los autores más importantes de los últimos años en el ámbito de la literatura anglosajona. La estación de la calle Perdido, La cicatriz, y este libro que tienes en tus manos, han revolucionado con su estilo provocador el género fantástico actual.

___________________________________________
Particularmente he leído todos los libros sobre Bas-Lag pero todavía me quedan por leer sus ucronías londinenses que son El Rey Rata (que no sé si ya lo habrán publicado en castellano) y El Azogue. Todo lector de fantasía no debería dejar escapar las obras de China Mièville, desde luego un imprescindible de la fantasía sin ninguna duda.

Saludos!

—————————————
Wikipedia

Obras - Wikipedia en inglés
Ficción Novelas independientes Relatos/Novela corta Recopilatorios de cuentos Libros ilustrados infantiles
  • The Worst Breakfast (2016), co-written and illustrated by Zak Smith
Cómic
  • Hellblazer (1988) – No. 250 "Holiday Special": "Snow Had Fallen"
    Justice League (2011) – #23.3 "Dial E #1: Dial Q for Qued"
    Dial H (2012–2013)
Otros
  • Pathfinder Chronicles: Guide to the River Kingdoms (2010), with Elaine Cunningham, Chris Pramas, and Steve Kenson. Paizo Publishing.
No ficción
  • Libros
    • Between Equal Rights: A Marxist Theory of International Law (2005). ISBN 1-931859-33-7
      Red Planets: Marxism and Science Fiction (2009), with Mark Bould. Middletown, Conn.: Wesleyan University Press.
      Octubre (October: The Story of the Russian Revolution, 2017). Verso.
      A Spectre Haunting Europe (2020)
    Ensayos
    • El colapso de Londres (London's Overthrow, 2011); reimpreso en una versión corta como "Oh, London, You Drama Queen", The New York Times Magazine 2012-03-01: 42.
      "Preface to a Book not yet Written nor Disavowed" (2015). China Miéville: Critical Essays, eds. Caroline Edwards and Tony Venezia.
—————
Actualizado (Mayo/2019)
Avatar de Usuario
Lifen
Vivo aquí
Mensajes: 23879
Registrado: 19 Jul 2010 08:57
Ubicación: Zaragoza

Re: China Miéville

Mensaje por Lifen »

Que pocos mensajes tiene este hilo :D

Había una pregunta en el hilo de Embassytown y nos hemos venido aquí a comentar.
picatosteman escribió:No se si debería preguntar esto aquí, pero como veo muchos seguidores de Miéville pululando por el hilo voy a probar suerte: ¿Alguien sabe si se planea reeditar 'la cicatriz' en un futuro cercano? Llevo meses detrás de la novela pero siempre me dicen que está descatalogada :cry: .

No he leido todavía nada del amigo China, si no aparece 'la cicatriz' (estoy muy encaprichado) por ningún lado supongo que tendré que lanzarme a por 'embassytown' o alguna otra.
La verdad es que no se. Cuando fui a comprar Embassytown (que tuve que mirar en dos sitios) me dijeron que no tenían nada del autor en ese momento. Así que me uno a la petición de Picatoste. Si alguien sabe algo que lo diga porque a mi también me gustaría tener la trilogía de Nueva Crobuzón en papel ya que lo leí en el lector.

Y a ver si le damos vidilla al hilo.
1
Avatar de Usuario
picatosteman
Lector ocasional
Mensajes: 20
Registrado: 13 Jun 2013 05:05
Ubicación: Bilbao

Re: China Miéville

Mensaje por picatosteman »

Gracias Lifen, era más lógico preguntarlo aquí, la verdad es que sí :) . También me interesa leer el relato el azogue por ejemplo, y algunas cosillas más de Miéville que me llaman la atención por sus sinopsis, pero está complicado encontrar las obras de este autor.

Como todavía no he leido nada de él me haré con embassytown cuando salga una edición económica de bolsillo (quiero mucho libros y no hay pasta), pero si alguien se entera cuando reediten alguna novela anterior que nos avise por aquí :wink: .
1
Avatar de Usuario
KindOfMagic
Foroadicto
Mensajes: 2895
Registrado: 19 May 2011 16:06
Ubicación: Gormenghast

Re: China Miéville

Mensaje por KindOfMagic »

La Ciudad y la Ciudad supongo que todavía se podrá comprar fácilmente, ¿no?
Por mi cumpleaños mi hermano me regaló los dos que me faltaban de Bas Lag (La cicatriz y El consejo de hierro), creo que no fueron demasiado baratos, pero no le costó mucho encontrarlos, con una aplicación de ebay para el móvil puso que le avisara cuando apareciese algo, y en un par de meses los tenía los dos. :D No sé si es que aparecen regularmente por ahí o si tuvo mucha suerte.
Ahora ya solamente me falta El azogue, pero como lo tengo en inglés intentaré pasar, no quiero parecer una friki. :cunao:
1
Avatar de Usuario
grimaud
Foroadicto
Mensajes: 3309
Registrado: 08 Nov 2010 16:37
Ubicación: Cocentaina

Re: China Miéville

Mensaje por grimaud »

Me acabo de enterar de que también ha escrito un comic de superheroes para DC. Tiene pinta de ser rarísimo :cunao:
1
Avatar de Usuario
KindOfMagic
Foroadicto
Mensajes: 2895
Registrado: 19 May 2011 16:06
Ubicación: Gormenghast

Re: China Miéville

Mensaje por KindOfMagic »

Sí, tiene buena pinta, estuve tentada de comprarlo hace poco. :cunao: Pero creo que es una serie, no sé de cuántos números, y eso me echó para atrás. Menos mal que no lo compré, porque luego leí que la cancelaron. :evil:
1
Avatar de Usuario
Vajhran
Lector voraz
Mensajes: 145
Registrado: 26 Abr 2013 11:56
Ubicación: Huelva

Re: China Miéville

Mensaje por Vajhran »

Nunca leí nada de este autor, pero llevo tiempo queriendo leer algo suyo. Qué libro me recomendaríais para empezar con él? Lo malo que veo que varios son muy difíciles de encontrar en librerías :( Los únicos que encuentro son La Ciudad y la ciudad, Embassytown y Kráken, que sale este mes a la venta.
1
Avatar de Usuario
KindOfMagic
Foroadicto
Mensajes: 2895
Registrado: 19 May 2011 16:06
Ubicación: Gormenghast

Re: China Miéville

Mensaje por KindOfMagic »

El que más te llame la atención, Vajhran. Para mí, son todos muy buenos. :wink:
Así de golpe diría que La estación de la calle Perdido, pero solamente porque es con el que yo empecé y me impresionó muchísimo. Pero no es fácil de encontrar en papel, así que si no empieza por cualquier otro (aunque yo los de Bas-Lag sí los leería en su orden), en el hilo de Embassytown las opiniones son buenísimas, yo lo empecé hoy y promete muchísimo, La ciudad y la ciudad también me encantó, y el Rey Rata, aunque se le nota que es su primera novela.
En fin, que no te soluciono nada, ¡lee uno ya! :cunao:
1
Galtzagorri
Me estoy empezando a viciar
Mensajes: 388
Registrado: 24 Ago 2011 01:42
Ubicación: Euskal Herria

Re: China Miéville

Mensaje por Galtzagorri »

Presiento que este autor se convertirá en uno de mis favoritos :marie_bow: Y eso que aún no he leído nada suyo, pero estoy obsesionada con conseguir La estación de la calle perdido, y solo la tienen por precios desorbitados :?
1
Avatar de Usuario
natura
Vivo aquí
Mensajes: 13194
Registrado: 19 Dic 2009 18:51
Ubicación: En tol centro... y pa dentro

Re: China Miéville

Mensaje por natura »

Galtzagorri escribió:estoy obsesionada con conseguir La estación de la calle perdido, y solo la tienen por precios desorbitados :?
En digital sí la encuentras facilmente, aunque si no tienes lector de poco te va a servir... :?
MC Conmemorativo del Centenario de la muerte de Benito Pérez Galdós
———————
Earth without Art is just Eh
Galtzagorri
Me estoy empezando a viciar
Mensajes: 388
Registrado: 24 Ago 2011 01:42
Ubicación: Euskal Herria

Re: China Miéville

Mensaje por Galtzagorri »

natura escribió:
Galtzagorri escribió:estoy obsesionada con conseguir La estación de la calle perdido, y solo la tienen por precios desorbitados :?
En digital sí la encuentras facilmente, aunque si no tienes lector de poco te va a servir... :?
Nop, no tengo lector, pero para serte sincera tampoco lo quiero, soy incapaz de terminar un libro digital. Anticuada que es una xD
1
Avatar de Usuario
Clarividente
Foroadicto
Mensajes: 3841
Registrado: 21 Nov 2010 21:34
Ubicación: En las callejuelas de Ashamoil.

Re: China Miéville

Mensaje por Clarividente »

Para todos los seguidores mievillianos, trasteando por internet, he visto que en cyberdark, tienen como futura publicación de Oz Editorial en noviembre de este año, "Un Lun Dun" de nuestro admirado Miéville.
Estoy twiteando con la editorial a ver si me dicen algo más concreto, pero de momento es una muy buena noticia.

Vínculo a cyberdark:

http://tienda.cyberdark.net/unlundun-n247322.html
1
Avatar de Usuario
Allbuss
Foroadicto
Mensajes: 4245
Registrado: 15 Nov 2007 19:39
Ubicación: De aventuras por el mundo

Re: China Miéville

Mensaje por Allbuss »

Para los fan de este gran escritor deciros que el sello Nova reeditara cuatro novela que saldrán en tapa dura: Los últimos días de Nueva París (febrero), La estación de la calle Perdido (febrero), Cicatriz (otoño de 2017), y El Consejo de Hierro (primer trimestre de 2018) :D
1
Avatar de Usuario
hexagono69
Vivo aquí
Mensajes: 6714
Registrado: 10 Jun 2013 10:40

Re: China Miéville

Mensaje por hexagono69 »

China Miéville: «El escritor no forma parte de las fuerzas del bien»

El escritor británico rompe con el modelo de Tolkien y bebe en las fuentes de Lovecraft y Philip K. Dick para su fantasía políticamente incorrecta.

http://www.abc.et/cultura/cultural/abci ... ticia.html

Pregunta.-También hay rasgos de Lovecraft («La sombra fuera del tiempo») y de Michael Moorcock («Elric de Melniboné»).

Respuesta.-Seguro. Moorcock y Lovecraft son dos de mis fuentes literarias. Es una idea interesante vincular la raza de alienígenas que aparece en La sombra fuera del tiempo con los monstruos de Nueva París, unos seres que habitaban en mi mente desde hace tiempo.

Pregunta.-En su libro el surrealismo se convierte en elemento fantástico. Los cadáveres exquisitos cobran vida. ¿Es sólo un ingrediente narrativo o es que le gusta el arte?

Respuesta.-Me apasiona el movimiento surrealista desde la adolescencia. Me seduce la idea de la metamorfosis y las historias que surgen de sueños extraños.

Pregunta.-Suele retratar mundos deprimidos, sucios, miserables… ¿Hay esperanza?

Respuesta.-No hay que perderla, aunque ser optimista es un duro trabajo en estos días. Los sueños con los que despertamos se topan con la realidad y la desafección con lo que está ocurriendo en el mundo es muy fuerte.
«La emoción más antigua y más intensa de la humanidad es el miedo, y el más antiguo y más intenso de los miedos es el miedo a lo desconocido» H. P. Lovecraft
Avatar de Usuario
fresa_charly
Vivo aquí
Mensajes: 11906
Registrado: 14 Ago 2007 19:44
Ubicación: Sentada ante el ordenador

Re: China Miéville

Mensaje por fresa_charly »

Estaba convencida de que China Miéville era francés (ese nombre y con acento :roll: :lol: )

Pero no vengo a decir eso, sino a anunciar que en febrero en el CL leeremos Los últimos días de Nueva París, por si a alguien le apetece pasarse por allí y compartir lectura :hola:
1
Responder