La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Grandes clásicos de la literatura mundial.

Moderadores: LizzyDarcy, Lía

Avatar de Usuario
RAOUL
Foroadicto
Mensajes: 4516
Registrado: 28 Dic 2008 05:58

La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por RAOUL » 28 Jul 2010 19:44

Episodios Nacionales
Serie IV, Episodio 10º


Imagen

La de los tristes destinos, como se designó alusivamente a Isabel II, llega en este Episodio al fin de sus días como reina de España. Galdós hace revivir los acontecimientos que abocan a la Revolución poniendo vívidamente ante nuestros ojos la trama de conspiraciones que bulle en los últimos tiempos del reinado, los ambientes de los emigrados españoles en París y Londres, las idas y venidas de Prim y, finalmente, la batalla de Alcolea que obliga a la Reina a dejar España y da el triunfo a «la Gloriosa» (Alianza Editorial)

Avatar de Usuario
RAOUL
Foroadicto
Mensajes: 4516
Registrado: 28 Dic 2008 05:58

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por RAOUL » 28 Jul 2010 20:52

Madrid, 1866. Mañana de julio, seca y luminosa. Amanecer displicente, malhumorado, como el de los que madrugan sin haber dormido.

Este Don Benito era asaz merlinesco. Empieza profetizando su día a un lector del futuro :cunao:

Ay este episodio, con el Garbancero sirviendo un guiso de despedida delicado, abundoso de los olores que en los nueve platos anteriores nos ha deparado... Vamos rodando por los caminos de hierro de España y de personaje en personaje (todos los principales de la serie parece que quiere aparecer por el escenario novelesco, aunque sólo sea para asomar un poco la jeta, antes de hacer mutis por el foro de la Historia). Empezamos con el pueblo castizo de Madrid apelotonándose para ver salir a los sargentos del Cuartel de San Gil, que van en parejas y a bordo de elegantes berlinas, como si se dirigieran a la pradera de San Isidro a merendar, cuando en realidad a lo que van es a que los fusilen un rato. Y luego seguimos por las casas de las viudas y las casas pobres de los barrios bajos hasta remontarnos a las casas burguesas bien acomodadas y de mesa holgada, a los salones de la casa del primer ministro, con O´Donnell vacilante y en caída, hasta alcanzar por fin también a las casas palaciegas donde habita esa triste Reina que cada día que pasa se parece más a un garbanzo :mrgreen: :

Vestía doña Isabel un vaporoso traje de crespón de seda azul con volantes y adorno de encajes negros. Su peinado bajo achaparraba su cabeza, haciéndola más aburguesada de lo que era realmente. Por haber transcurrido unos dos años sin verla de cerca, fijose el caballero en la creciente gordura de la Reina. Las formas abultadas y algo fofas iban embotando su esbeltez y agarbanzando su realeza... Aquel día no se hallaba la Señora de buen talante. Parecía distraída, inquieta, y sus ojos de un azul húmedo y claro, sus párpados ligeramente enrojecidos, más expresaban el cansancio que el contento de la vida... Eran los ojos del absoluto desengaño, los ojos de un alma que ha venido a parar en el conocimiento enciclopédico de cuantos estímulos están vedados a la inocencia.


Y, en fin, vamos presintiendo la negra tormenta que se prepara en el extranjero, con Prim vistiéndose de trueno gordo y de gala para el carnaval revolucionario.

En esa sucesión y en ese relevo continuo de personajes vuelve a aparecer uno que nació algunos episodios atrás y que, siendo niño y personaje secundario (dentro de un conjunto de novelas donde predomina lo coral), posee una fuerza extraordinaria. Aquí la conserva y la potencia. Sin duda, uno de mis preferidos de esta IV serie.

Tras dar cuenta de esos vientos de policía secreta, proófugos conspiradores y familias yéndose a tomar las aguas a balnearios del Norte, hay unos episodios deliciosos que se centran en palacio y más concretamente en el joven príncipe de Asturias. La descripción de la educación del que sería Alfonso XII -esa manía de educar a los Borbones como si lo que fueran a heredar se tratara de una sacristía o una fábrica de buñuelos y no un Reino constitucional- no tiene desperdicio y el libro-registro que llevan sus tres gentileshombres de cámara, alguno con una ortografía fantástica, recogiendo todos los sucesos cotidianos del príncipe por nimios que sean, con un interés casi científico por la vida de sus narices, es tal que así:

- El Serenísimo principe mi Señor se dispertó a las nuebe menos diez minutos se labo, bistió, rezando sus Oraciones, tomó chocolate, se le mobio el Vientre muy natural y abundante; a las diez menos cuarto principio la leccion de Religion... salio a paseo a las once menos cuarto... con Juanito fue al gicnasio pasó una hora muy dibertida esta muy vien de Salud...».
- Despertó a las seis menos cuarto para sonarse, quedando dormido en seguida
- Durante la comida estornudó Su Alteza varias veces: atribuyéronlo Sus Majestades a haberse asomado al balcón la noche antes para oír la serenata.
- Anoche no estornudó más que una vez


Imagen

Bueno, pues sigo que aún no he llegado a la mitad. :lista:

Avatar de Usuario
Haidé
Arpía suprema
Mensajes: 16877
Registrado: 22 Mar 2005 15:23
Ubicación: Emerald

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por Haidé » 28 Jul 2010 21:00

Ala Raoul, te has leído casi todos los episodios ya. :shock: ¡¡Que guay!! :D
Imagen
Puedes quedarte sin conversación, pero nunca te quedarás sin canciones (Lemmy)

Avatar de Usuario
RAOUL
Foroadicto
Mensajes: 4516
Registrado: 28 Dic 2008 05:58

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por RAOUL » 28 Jul 2010 21:14

Aún quedan, aún quedan :D Y queda releerlos siempre :mrgreen:

Avatar de Usuario
evaluna
Soy una mujer D
Mensajes: 20753
Registrado: 19 Feb 2005 22:12
Ubicación: McKiddnando
Contactar:

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por evaluna » 28 Jul 2010 21:59

RAOUL escribió:Madrid, 1866. Mañana de julio, seca y luminosa. Amanecer displicente, malhumorado, como el de los que madrugan sin haber dormido.

Este Don Benito era asaz merlinesco. Empieza profetizando su día a un lector del futuro :cunao:


:meparto: :meparto:

Yo llegaré para la relectura :lol: :lol:
Imagen Three things in human life are important. The first is to be kind. The second is to be kind. And the third is to be kind.Henry James.

Avatar de Usuario
Haidé
Arpía suprema
Mensajes: 16877
Registrado: 22 Mar 2005 15:23
Ubicación: Emerald

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por Haidé » 28 Jul 2010 22:32

¿Llegarás al libro 10 de la 4ª serie? Eso tengo que verlo, que tú estabas peleá con don Benito. :lol:
Imagen
Puedes quedarte sin conversación, pero nunca te quedarás sin canciones (Lemmy)

Avatar de Usuario
evaluna
Soy una mujer D
Mensajes: 20753
Registrado: 19 Feb 2005 22:12
Ubicación: McKiddnando
Contactar:

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por evaluna » 28 Jul 2010 22:40

Soooooó, que RAOUL no ha dicho en qué siglo los va a releer 8) :lol: 8) .
Sólo tengo que conseguir salir de Zaragoza :lol:
Imagen Three things in human life are important. The first is to be kind. The second is to be kind. And the third is to be kind.Henry James.

Avatar de Usuario
Haidé
Arpía suprema
Mensajes: 16877
Registrado: 22 Mar 2005 15:23
Ubicación: Emerald

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por Haidé » 28 Jul 2010 22:43

Tiene que ser bonita la ciudad :lol:
Imagen
Puedes quedarte sin conversación, pero nunca te quedarás sin canciones (Lemmy)

Avatar de Usuario
evaluna
Soy una mujer D
Mensajes: 20753
Registrado: 19 Feb 2005 22:12
Ubicación: McKiddnando
Contactar:

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por evaluna » 28 Jul 2010 22:47

Pues no sé que no he salido de la trinchera que fuera debe hacer calor :mrgreen:
La de los tristes....ya no debe estarlo tanto con el desbarre que llevamos jeje
Imagen Three things in human life are important. The first is to be kind. The second is to be kind. And the third is to be kind.Henry James.

Avatar de Usuario
Haidé
Arpía suprema
Mensajes: 16877
Registrado: 22 Mar 2005 15:23
Ubicación: Emerald

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por Haidé » 28 Jul 2010 22:54

Hacía tiempo que no entrábamos por la noche, eso pasa. :lol:
Ay la de los tristes destinos, algún día leeremos el libro... digo yo. :lol:
Imagen
Puedes quedarte sin conversación, pero nunca te quedarás sin canciones (Lemmy)

Avatar de Usuario
evaluna
Soy una mujer D
Mensajes: 20753
Registrado: 19 Feb 2005 22:12
Ubicación: McKiddnando
Contactar:

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por evaluna » 28 Jul 2010 23:06

Con lo bonito que llevaba RAOUL el hilo...que conste que lo he leido :D
Imagen Three things in human life are important. The first is to be kind. The second is to be kind. And the third is to be kind.Henry James.

Avatar de Usuario
RAOUL
Foroadicto
Mensajes: 4516
Registrado: 28 Dic 2008 05:58

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por RAOUL » 31 Jul 2010 20:13

La he acabado. El segundo tercio de la novela es precisamente lo contrario a lo que debe ser el segundo tercio taurino. Se hace un poco pesado, sin chispa, le falta animación a la descripción del ambiente de los emigrados y conspiradores españoles en Francia e Inglaterra y la historia de los personajes novelescos aquí principales interesa poco y aburre bastante. La cosa remonta con el estallido de la Revolución y el pronunciamiento de Cádiz. Galdós ofrece un vigoroso retrato de la batalla de Alcolea; otra batalla de guerra civil, la última de un reinado repleto de ellas...

ImagenImagen

Españoles: La ciudad de Cádiz puesta en armas con toda su provincia (...) niega su obediencia al gobierno que reside en Madrid, segura de que es leal intérprete de los ciudadanos (...) y resuelta a no deponer las armas hasta que la Nación recobre su soberanía, manifieste su voluntad y se cumpla. (...) Hollada la ley fundamental (...), corrompido el sufragio por la amenaza y el soborno, (...) muerto el Municipio; pasto la Administración y la Hacienda de la inmoralidad; tiranizada la enseñanza; muda la prensa (...). Tal es la España de hoy. Españoles, ¿quién la aborrece tanto que no se atreva a exclamar: "Así ha de ser siempre"? (...) Queremos que una legalidad común por todos creada tenga implícito y constante el respeto de todos. (...) Queremos que un Gobierno provisional que represente todas las fuerzas vivas del país asegure el orden, en tanto que el sufragio universal echa los cimientos de nuestra regeneración social y política. Contamos para realizar nuestro inquebrantable propósito con el concurso de todos los liberales, unánimes y compactos ante el común peligro; con el apoyo de las clases acomodadas, que no querrán que el fruto de sus sudores siga enriqueciendo la interminable serie de agiotistas y favoritos; con los amantes del orden, si quieren ver lo establecido sobre las firmísimas bases de la moralidad y del derecho; con los ardientes partidarios de las libertades individuales, cuyas aspiraciones pondremos bajo el amparo de la ley; con el apoyo de los ministros del altar, interesados antes que nadie en cegar en su origen las fuentes del vicio y del ejemplo; con el pueblo todo y con la aprobación, en fin, de la Europa entera, pues no es posible que en el consejo de las naciones se haya decretado ni decrete que España ha de vivir envilecida. (...) Españoles: acudid todos a las armas, único medio de economizar la efusión de sangre (...), no con el impulso del encono, siempre funesto, no con la furia de la ira, sino con la solemne y poderosa serenidad con que la justicia empuña su espada. ! Viva España con honra!


Y están bien concebidas y conseguidas las páginas que transcurren en San Sebastián, en ese Hotel de Inglaterra donde la corte recibe las noticias y debe preparar su equipaje para Francia. Triste fin para una desdichada Reina a la que no prepararon para su tarea, a la que amargaron su vida íntima y que no supo o no quiso escapar de las malas influencias.

Imagen

Al pie del tren que la llevará a Francia y a punto de abandonar para siempre España, parece despedirla Galdós con el mismo tono que el pueblo de San Sebastián; sin acritud, con cierto respeto y más bien con la melancolía que dan las oportunidades frustradas:

No volverás, pobre Isabel. Te llevas todo tu reinado, más infeliz para tu pueblo que para ti. Impurificaste la vida española; quitaste sus cadenas a la Superstición para ponérselas a la Libertad. En el corazón de los españoles fuiste primero la esperanza, después la desesperación. Con tu ciego andar a tropezones por los espacios de tu Reino has torcido tu Destino, y España ha rectificado el suyo, arrojando de sí lo que más amó... Vete con Dios, y ahora... aprende a pensar... Piensa en lo que ayer fuiste, en lo que hoy eres.

Y así acaba la IV serie de los Episodios Nacionales. Es diferente a las anteriores en primer lugar porque no hay un héore protagonista, por más que al consultar los Manuales de Literatura se le suela adjudicar ese papel a García Fajardo. Pues no es así :noooo: . y su lugar no es comparable al de un Araceli, un Monsalud o un Calpena. Lo que se apuntaba ya en las dos series precedentes aquí se consolida. Pepe es verdad que protagoniza los dos primeros episodios - casi los únicos que se narran en primera persona- pero en los demás pasa a segundo plano cuando no desaparece totalmente de escena. De esta manera, son varias las tramas y subtramas novelescas y varios los personajes que asumen el impulsar la trama ficticia que se hilvana con la Historia: la vasta raza de los Ansúrez y la parentela de los Ibero, la bella Lucila y los Halconero, ese Santiuste-Confusio que se mueve al vuelo de la faldas hasta acogerse a las plumas de Historiador creativo, Teresa Villaescusa, una madrileña a lo Margarita Gautier, Mita y Ley, pareja de salvajes rebautizados por el amor... Y, por supuesto, una inmensa nómina de secundarios y episódicos: Domiciana, la monja exclaustrada, Manolo Tarfe, aristócrata jugando a revolucionario, el renegado El-Nasiry, Baldomero Galán, el padre Ibrahim, la traviesa Eufrasia, el erudito Miedes, etc. etc.
En la urdimbre de la ficción no es donde Galdós, a mi juicio, está más fino ni sobrado de ideas, pero es que ése precisamente no es su punto fuerte como escritor. Siempre he pensado que Galdós es gigantesco como creador de personajes y describiendo ambientes. Pero los argumentos de sus novelas, en general, nunca son una maravilla de originalidad (ni falta que le hace). El lector siempre recuerda mucho mejor a sus personajes que los avatares de sus vidas. Por lo menos eso me pasa a mí :roll: . Personajes con una fuerza increíble e inolvidables, que a uno le parece haber conocido en persona: Jacinta y Fortunata, el Pitusín, María Encarnación, Don Lope, Villaamil, doña Lupe la de los Pavos, Guillermina Pacheco, Ido del Sagrario, Felipe Centeno, Máximo Manso, las Miau y los Rubín, Torquemada... Son seres en carne y hueso, llenos de defectos y/o de virtudes, con una fuerza tremenda, pero a los que no les pasa nada extraordinario, nada que no les pase a tantos otros. Son muy normales. En la IV serie creo que no abundan personajes inolvidables -los hay, pero menos de los que cabría esperar- y el conjunto de novelas, como conjunto en sí, resulta irregular, alternándose pasajes de gran interés - sobre todo los relacionados con la Historia y los personajes históricos- con otros francamente aburridos (muchos más, eso sí, los primeros que los segundos). Con todo, aun en las peores novelas y en la speores páginas siempre encuentra uno joyitas en párrafos, episodios, expresiones escenas, comentarios y juicios al pie de la Historia... No puedo decir que me haya entusiasmado esta IV serie pero sí que posee muchos méritos para motivar a su lectura.
Haciendo un breve balance y tirando de memoria :roll:... "Las tormentas del 48" me parece muy mejorable. "Narváez" tiene una primera parte buenísima( la de Atienza) y decae en su segunda (esto le pasa a varias novelas de la serie). "Los duendes de la camarilla" sí es una buena novela y al mismo nivel se sitúa "La revolución de julio". "O'Donnell" es espléndida ( a mi juicio, la mejor de la IV serie). Luego siguen los tres episodios en el extranjero: "Aita Tettauen" - que tiene, sobre todo, un pórtico fabuloso (con las descripción del ambiente prebélico en Madrid) además de momentos "a la cervantina" muy bellos y emocionantes- y "Carlos VI en la Rápita -inferior en calidad- forman una unidad. "La vuelta al mundo en la Numancia" es un episodio donde a mí me parece ver un sentido alegórico; está bien pero el acontecimiento histórico posee un interés y unas posibilidades a las que yo creo que Galdós no le termina de sacar todo su provecho-"Prim" es excelente y "La de los tristes destinos" sólo cojea en su parte intermedia.

Con todo, con sus aciertos y sus errorcillos, ¡viva el Garbanzo Garbancero y el ratoncito de doña Emilia! :cunao:

Imagen

Avatar de Usuario
Sue_Storm
Vivo aquí
Mensajes: 10712
Registrado: 22 Jun 2009 12:57
Ubicación: En la ciudad del Paraíso

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por Sue_Storm » 31 Jul 2010 21:01

Magnífico post, Raoul. Da gusto leerte :60:

Recuerdo haber visto hace años en el teatro una obra protagonizada por Nati Mistral, Isabel II, reina de corazones, en la que se presentaba el personaje de Isabel II tal y como lo había transmitido Galdós. Era una especie de diálogo entre la reina y don Benito.

Y me has despertado unas ganas enormes de releer este Episodio.
Imagen

Avatar de Usuario
RAOUL
Foroadicto
Mensajes: 4516
Registrado: 28 Dic 2008 05:58

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por RAOUL » 31 Jul 2010 21:42

Gracias, Sue. :P

Ah, pues no conocía esa obra y parece muy interesante. ¿Se entrevistó Galdós con la reina en el exilio? Yo creo que a Isabel II Galdós no la deja mal, le tiene más lástima que otra cosa. Aunque mucho menos que a los españoles que la padecieron, claro. A diferencia de su odioso padre, que era malo pero no era tonto, Isabel II tenía un buen natural pero la educaron para tonta, para que se equivocara todo lo posible. Creo que así la pinta Galdós; sabe tenerle indulgencia. No pudo escaparse a la influencia del medio. Cometió enormes errores pero es difícil mirarla mal porque a ella sólo se le puede achacar una parte de la culpa.

¿Has leído las Memorias de Galdós? Yo lo haría, pero todas las referencias que me han llegado hablan de que son muy decepcionantes :roll:

Avatar de Usuario
Sue_Storm
Vivo aquí
Mensajes: 10712
Registrado: 22 Jun 2009 12:57
Ubicación: En la ciudad del Paraíso

Re: La de los tristes destinos - Benito Pérez Galdós

Mensaje por Sue_Storm » 01 Ago 2010 16:51

:hola: Raoul :D

No, no he leído las memorias de Galdós. Y tampoco tenía referencias sobre ellas. ¿Dicen que son decepcionantes? Vaya :? A mí lo que me haría ilusión es visitar alguna vez su casa natal en Las Palmas, que he visto algunas fotografías del museo que hay montado allí y tiene muy buena pinta. ¡Fetichista que es una!

Sobre la obra de teatro, no sé hasta qué punto se basa en datos históricos y hasta qué punto es fantasía. Pero creo que sí hubo entrevistas entre la Reina y nuestro don Benito. El autor de la función es Ricardo Pérez Aranda y... mira por dónde, rebuscando un poco, me he encontrado con que está en Cervantes Virtual:

http://descargas.cervantesvirtual.com/s ... pdf?incr=1
Imagen

Responder