Los hermanos (Adelphoe) - Terencio

¿Quién no ha leído a Lope de Vega y Calderón entre otros muchos autores? Buñuel, Almodóvar, Fellini, ¿qué sería de una buena película sin un buen guión?

Moderador: Arden

Responder
Avatar de Usuario
Arden
Vivo aquí
Mensajes: 14087
Registrado: 28 Oct 2008 08:59

Los hermanos (Adelphoe) - Terencio

Mensaje por Arden » 28 Ago 2013 18:25

Imagen

Comedia de enredo del comediógrafo latino Terencio en el que se contraponen dos visiones de la educación y dos caracteres diferentes.

La comedia Los hermanos de Terencio ha sido objeto de múltiples interpretaciones por parte de la crítica. Algunos estudiosos de la obra sostienen la uniformidad del personaje de Mición, mientras que otros lo consideran inconsistente y cambiante. Algunos autores sostienen que Mición es coherente a lo largo de la obra y que la comedia debe ser interpretada más como un conflicto de caracteres que como la oposición de dos sistemas educativos.


A leer en miniclub a partir del 10 de septiembre. :D
El fin del Homo sovieticus de Svetlana Alexievich. El templo de Stephen Spender. La octava vida de Nino Haratischwili

Avatar de Usuario
Arden
Vivo aquí
Mensajes: 14087
Registrado: 28 Oct 2008 08:59

Re: Los hermanos (Adelphoe) - Terencio

Mensaje por Arden » 12 Sep 2013 09:23

Divertida comedia de enredo que se lee de un tirón y con un sorprendente final, solo por el final ya merece la pena.

La historia es la de dos hermanos, uno vive en la ciudad y otro en el campo, el del campo tuvo dos hijos y el de la ciudad ni se casó ni ha tenido hijos con lo que su hermano le cede uno para que lo adopte. Ambos conciben la educación de forma diferente, el de la ciudad de forma liberal intentando ser amigo de su hijo y el del campo de forma estricta, a partir del rapto de una chica por el del campo y del embarazo de otra por el de la ciudad que ninguna de las dos formas es perfecta, pero parece que el padre de la ciudad convence más con su estilo, pero el autor con una pirueta final hace que lo veamos todo con otra perspectiva.

Muy recomendable. :D
El fin del Homo sovieticus de Svetlana Alexievich. El templo de Stephen Spender. La octava vida de Nino Haratischwili

Responder