La tercera pirámide - Ángel Torres Quesada

Elemental, querido Watson.
Y acción, espionaje e intriga, exploraciones...

Moderador: Runita

Avatar de Usuario
JANGEL
Vivo aquí
Mensajes: 11376
Registrado: 16 Mar 2005 19:19
Ubicación: Sevilla y olé
Contactar:

La tercera pirámide - Ángel Torres Quesada

Mensaje por JANGEL » 11 Dic 2006 16:23

Imagen

Título: La tercera pirámide
Autor/a: Ángel Torres Quesada
Año: 2004
Nº de páginas: 231 págs.

Sinopsis:
    Merihu, sacerdote de Thot, convence al faraón Amenofis III para que le confíe la curación de su hijo Hori. En la primera de las tres noches que le han sido concedidas, regresa al amparo de la oscuridad a la sala hipóstila que se oculta bajo el templo de Amón, donde ya estuvo veinte años atrás, para alojar el cubo de piedra negra y el escarabajo de plata que contiene unas gotas de sangre de Hori en la capilla. Al tercer día, Merihu descubre que la respuesta del dios de la sabiduría a sus súplicas no es la que esperaba, pues el joven que tiene ante sí, aunque idéntico al príncipe, es otra persona. Cuando despierta, Merihu le pregunta quien es. La respuesta que recibe le obliga a ocultar al faraón que el hijo que le confió, y que le devuelve libre del mal que le condenaba a ser entregado a Anubis, es un muchacho que no pertenece a su tiempo, elegido por Thot para que salve a Egipto de los peligros que lo acechan dentro y fuera de sus fronteras.

Fuente: http://www.worldcat.org/ // http://www.casadellibro.com/

---

Creo que este foro (Misterio, aventuras y negra) es el que mejor puede acoger este libro, como buena novela de aventuras que es. Al leerla, he sentido ligeros cosquilleos, porque recordaba el estilo que yo mismo había utilizado en Ladrones de Atlántida (publicada un año después), mezclando la fantasía con una realidad sólidamente amparada por la investigación y la documentación. Ya me lo advirtió Alfonso Merelo, el vocal de prensa de la AEFCFT, cuando me sugirió que Ángel Torres y yo intercambiáramos ejemplares de nuestras novelas, porque él, al haber leído ambas, había encontrado ciertos nexos de unión. Y, como Alfonso presagiaba, me he divertido mucho con la lectura de este relato.

Pero también me acordé de Crónica de Jufré, la obra del amigo murciano Jerónimo Salmerón Tristante (a punto de publicar con Maeva su nueva novela, por cierto), en cuanto que, dentro de un entorno histórico muy bien definido, se cuentan las andanzas de un personaje que es trasladado desde su época (la actual) hasta otra más remota (el antiguo Egipto), al intercambiar su cuerpo con otra persona por razones mágicas o extrañas. Por lo demás, sólo hay algunos retazos de fantasía, el resto es novela histórica de aventuras. Es así como yo la llamaría.

La novela se lee con agilidad y resulta tremendamente amena. Te sientes al lado del protagonista en todo momento, defendiendo sus mismos intereses. Hay algunos rasgos que recuerdan a las novelas clásicas, como el descubrimiento del héroe por parte de la chica y el lazo mental que se establece entre los personajes que han intercambiado sus personalidades a través del tiempo. Las hazañas y desventuras de los personajes se desarrollan con gran verosimilitud, sin contradecir lo que creemos saber acerca de la historia egipcia pero poniéndola en tela de juicio a veces, para dar que pensar al lector.

Torres Quesada elige la época previa a Ajnatón (Akhenatón) como entorno en el que se mueven los personajes. Sin duda, esta ambientación ha atraído y sigue atrayendo la imaginación de muchos escritores por la ruptura con lo tradicional que supuso el reinado de este faraón. Sorprende cómo da forma Ángel Torres a estos datos y los utiliza para elaborar su propia versión de los hechos.

Si tengo algo que criticar del libro es sólo que los retazos de ciencia ficción apenas se insinúan dos o tres veces en toda la novela sin llegar a aparecer ninguna entidad alienígena ni nada parecido. Pero queda claro que la verdad está ahí fuera. Y lo critico sólo porque el lector se queda con las ganas de saber más, pues, por otra parte, la sutileza con que se alude a estos aspectos es elegante y adecuada.

Esperamos la siguiente, Ángel.

Comentarios de José Carlos Canalda Cámara y Alfonso Merelo Solá.
Leyendo:
Fin, de David Monteagudo

http://www.joseangelmuriel.com
http://www.elautor.com

Responder